sábado, 20 de septiembre de 2008

LA EXPRESIÓN ENJAULADA



Cada vez que se apagan las luces y hacéis de la magia un juego de niños me viene a la cabeza que yo siempre quise ser uno de vosotros. Cada vez que abandonamos la sala aún en penumbra, enjambre de mosquitos hacia la luz que los extingue, parpadeo y admito de nuevo mi expresión enjaulada. En el útero azabache donde los sueños cobran vida efímera todo está en orden. Es la luz de los halógenos la que me ciega y me confunde.

Néstor (Donostia), Sábado 20 de septiembre de 2008


THE CAGED EXPRESSION


Every time the lights go off and you make magic seem like child’s play, it comes to my mind that I always wanted to be one of you. Every time we leave the still darkened room, a swarm of mosquitoes flying towards the light that wipes them out, I blink and admit once more my caged expression. In the jet-black womb where dreams come ephemerally alive everything’s in order. It’s the halogenous light the one that blinds and confuses me.

Néstor (Donostia, Spain), September 20th 2008.

3 comentarios:

Luna Carmesi dijo...

Espera... Acostumbra a tus ojos a cada luz.
Tiempo, es solo tiempo.
Ahora, tal vez, correr solo sea sinónimo de caer.

Besos.

Luar dijo...

Quizas necesitas unas gafas de sol!!
Abrazo...

Abel Asvir dijo...

yo también quise ser uno de vosotros...
saludos