sábado, 21 de marzo de 2009

BUITRES DEL MAÑANA


Una prestigiosa casa de subastas neoyorquina ofrece pujar por un manuscrito de Lorca repleto de vacas y símbolos.

Curiosamente, aparecen en él algunos fariseos.

Es un poema de cuando Lorca se perdió en Nueva York. Lorca se lo regaló a un amigo que jamás se lo devolvió.

La poesía es un regalo que no siempre se ofrece a las manos adecuadas.

El poema acabó en casa de otro poeta, qué alegría, qué alboroto. Sus herederos piden ahora por él indecentes cifras astronómicas.

Los artistas alumbran a los buitres que mañana se alimentarán de sus despojos.

Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía (Madrid), Sábado 21 de marzo de 2009

VULTURES OF TOMORROW

A prestigious auction house from New York offers to bid for a manuscript by Lorca full of cows and symbols.

Funnily enough, there are some Pharisees in it.

The poem dates from the time when Lorca got lost in New York. Lorca gave it to a friend who never gave it back.

Poetry is a gift that is not always offered to appropriate hands.

The poem ended up in another poet’s house, how marvellous, what a binge. His heirs are asking now indecent, astronomical amounts of money for it.

Artists give birth to the vultures that tomorrow will feed on their remains.

Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía (Madrid, Spain), Saturday March 21st de 2009

8 comentarios:

Camille Stein dijo...

sí, es importante regalar a quien se lo merece

... la mercadería del arte es un dudoso negocio por desgracia cada vez más extendido

un abrazo

orange torch dijo...

Oye, ¿tú a mi no me comentas?

orange torch dijo...

No entiendo muy bien los herederos de quién, ¿de Lorca o del otro poeta?

Bueno, quién quiera pagar esas cifras que las pague, en época de crisis hay que hacer correr el dinero y no guardarlo.

Luar dijo...

La arte no tiene precio...

Abrazo!

Roberto dijo...

demasiados chacales merodeando los territorios de la belleza...

Esclarecedoras tus palabras...

un abrazo

La cónica dijo...

The shit happening project... gran iniciativa, letras y letrinas, me gusta. El que no sabe criar sus propias vacas se alimenta de la carroña, está claro. Reciclaje.

Gabiprog dijo...

Mucho maman algunos de la ubre de la genialidad.

Saludos.

orange torch dijo...

Cuando escribas ese novelón que dices me avisas.